Las terrazas aluviales del río Sagami

L. Rabasco 20151227

El río Sagami nace en los altos lagos de la vertiente norte del Fuji.  Discurre hacia el norte unos 30 kilómetros girando después en dirección este. Encajado en el sistema montañoso de Tanzawa, sigue hasta la salida al valle que lleva su nombre. Continúa hacia el este hasta toparse con la meseta de Zama y nuevamente gira 90 grados hacia el sur por  Atsugui, encontrando  el mar en la bahía de Hiratsuka.

Sagamihara separa las cuencas de la bahía de Sagami y la de Tokio. Desde la meseta por donde discurre la carretera 16, caminando hacia el sur encontraremos tres terrazas sucesivas.

Las terrazas alcanzan alturas de entre 20 a 30 metros siendo sus flancos prácticamente verticales. Todos los estratos en las terrazas del Sagami están horizontalmente dispuestas, lo que se corresponde con tiempos geológicos recientes.

A su paso por Tana, poco antes de girar hacia el sur en Zama, se hayan los asentamientos humanos más antiguos encontrados en Japón (20.000 años de antigüedad, neolítico). Entre Aikawa y Tana podemos ver el corte de la terraza inferior. La roca más atigua aquí corresponde a limos sedimentarios lacustres pobremente compactados. En ellos se aprecian fósiles de pelicípodos marinos y restos vegetales carbonizados.

El levantamiento de la costa oriental de Honshu y la paulatina retirada de las aguas marinas, fue dejando sedimentos de diversos tamaños y alterando el paisaje de marisma a valle aluvial de deposición.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Advertisements